29 de octubre de 2012

Algo curioso.


Imagen de Internet

Es algo curioso que cuando llega el cambio de estación de verano a otoño, incluso en pleno invierno, llama la atención la manera como visten las presentadoras de TV. ¡No me digáis que no da frió de verlas! Con vestiditos de pleno verano y sin mangas. 

El otro día era una presentadora del tiempo anunciando la bajada de temperaturas que se preveían hasta bajo cero grados, pero según iba vestida  más bien parecía que nos advertía que los termómetros subirían hasta los 40 grados. Os cuento. Mini vestido blanco sin mangas, con mucho escote. Eso sí, muy bien conjuntada con sus sandalias de grandes taconazos. ¡Y es que se le notaba el frió que estaba pasando hasta en el habla! Puede ser que le pillara de improviso el cambio de tiempo. ¡No lo pongo en duda! Como tampoco pongo en duda lo que oigo decir, que en el plató hace mucho calor.

 Lo que no puedo entender que no puedan controlar de alguna forma la temperatura en los estudios para que la ropa sea la adecuada respecto a la temporada que estemos viviendo, para que su vestuario no tenga que ser tan extremista, siempre al contrario de lo que la temperatura marca en el exterior. Vestidos de verano y sandalias en invierno o ponerse chaquetas y botas en verano.

No es que me moleste, solo hacia una pequeña observación.